Aguila Mora juvenil en camino a Cafayate (Salta)

DESCRIPCIÓN: Hembra: 70 cm. Macho: 60 cm. Al volar se la distingue por su silueta casi triangular, con alas largas y anchas, su cola muy corta y su pechera oscura; todo el cuerpo es gris metalizado, salvo el vientre blanco que esta finamente barrado de negro; patas amarillas. Juvenil: acanelado con ceja clara y pecho estriado de tono más oscuro; cola barrada; dorsal más oscuro.

COMPORTAMIENTO: Anda en pareja o solitaria. A menudo posada en lugares visibles como saliente rocosas o árboles secos. Suele volar en círculos a gran altura o planear suavemente sobre los campos.

HÁBITAT: Presente en casi todos los ambientes; prefiere lugares abiertos, como acantilados, sierras y cercanías de éstas, donde encuentra sitios más accesibles para la nidificación.

ALIMENTACIÓN: En épocas de abundancia de presas caza principalmente liebres y otros roedores, a veces aves. En momentos de escasez se conforma con carroña de vacas u ovejas lo cual motiva la creencia equivocada de que mata al ganado doméstico.

NIDO: Es una gran plataforma de palos y ramas que coloca en árboles, paredes rocosas o acantilados. Allí coloca 2 ó 3 huevos blancos con manchas ocres. Los pichones nacen y son alimentados por sus padres durante un largo período con presas que éstos llevan al nido. Los pichones permanecen en él hasta completar la totalidad de su plumaje.

SITUACIÓN: Escasa. A veces es perseguida por la gente de campo, que no conoce los beneficios que la rapaz proporciona al campo. Sus poblaciones actuales no presentan riesgo de conservación.

DISTRIBUCIÓN: Se la ve en el oeste de América del Sur y en la totalidad de Argentina, más frecuentemente en el sur de la provincia de Buenos Aires.

Dejá un comentario